Lance Armstrong. Del Olimpo a…

Lance Armstrong

Aún recuerdo las grandes etapas de montaña del Tour de Francia de los años 97, 98 hasta el 2005 protagonizadas por Lance Armstrong, Üllrich, Richard Virenque, Joseba Beloki, Alexander Vinokourov, Iban Basso, Bobby Jullich, Francisco Mancebo, Marco Pantani, entre muchos otros.

Estar pegado al televisión durante las tardes de los días de julio era un hábito. En esos años, el Tour de Francia era puro espectáculo. Etapas míticas. Puertos de montaña épicos. Grandes ciclistas. Los Alpes. Los Pirineos. Miles de seguidores animando en las subidas a los puertos de montaña. Nombres de ciclistas escritos en la carretera. Escapadas en los primeros quilómetros de la etapa. Pelotón dividido en muchos grupos. Ciclistas sufriendo las grandes subidas de los puertos. Esfuerzo. Superación. Puro deporte. Puro espectáculo. Y sólo un ganador. El más fuerte de todos.

Estar fuerte en las etapas de montaña te permitía luchar por el triunfo del Tour de Francia, o bien, ganar una etapa de montaña. En los Alpes y Pirineos se decidían la mayoría de los Tours de Francia. Si no estabas fuerte esos días, estabas fuera del éxito.

El objetivo de todos los ciclistas aspirantes a ganar el Tour, ganar alguna etapa de montaña, o bien, los compañeros de los líderes del equipo, era llegar fuerte en las etapas de montaña. ¿Y quién te aseguraba eso? Las sustancias dopantes.

Tomar sustancias dopantes te aseguraba que los días estrictos y más duros, tu cuerpo iba a responder al 100%. Podías llevar una planificación de entrenamientos muy buena en los meses anteriores, pero eso no te aseguraba que estuvieras al 100% en esos días. Doparse, te lo aseguraba.

Ah. El hecho de doparse no significa que ya no has de entrenar tanto y que la bicicleta gira solita en el día de la competición...Se entrena lo mismo o más duro. El hecho de doparse, sólo te asegura estar bien en los días decisivos. Sí. Es una ventaja que te lleva al éxito. Pero los valores del sacrificio, la constancia y el esfuerzo en el ciclismo lo siguen teniendo todos los ciclistas independientemente si se utilizan sustancias dopantes o no. Eso ha de quedar claro.

Y aparece Lance Armstrong. Ganador de siete Tours de Francia conseguidos de forma consecutiva. Debido a la acusación por dopaje, el pasado mes de octubre es desposeído de todos sus logros. Era buen ciclista. Él lo sabía. Y para asegurarse el éxito se dopó. Así de sencillo…Él sabía de sus cualidades físicas. Era un ganador nato. Quería ganar sí o sí. Y esa ambición le llevó al dopaje. Ser tan ambicioso a veces puede ser un defecto.

Opiniones sobre Lance Armstrong habrán muchas. Pero lo que sí ha de quedar claro que doparse no es jugar limpio. No me vale el argumento de que él fue el mejor de todos los que se dopaban. No. El deporte es muy grande. Y no hacen falta sustancias artificiales para ser fuerte. El hecho de superarse a sí mismo día a día, carrera a carrera, Tour a Tour, ha de ser la victoria de cada uno. Su éxito.

Lance Armstrong ha sido sencillamente víctima del dopaje en el ciclismo. Un líder de un equipo ciclista norteamericano que consiguió lo que quería. Ganar muchos Tours de Francia. Ese era su objetivo. Su éxito. Con trampa y mintiendo a todos los ciclistas y seguidores.

Pero hoy, con estas líneas le quiero dar las gracias a Lance Armstrong por su energía y esfuerzo en el deporte, por su lucha y espíritu por la lucha contra el cáncer, en la emoción de sus victorias, por el buen tiempo que pasé esas tardes de Tour, por tener la ilusión de ser como él cuando iba en bicicleta con mi padre por la montaña. Pero lo más importante, le doy las gracias para hacernos ver que en la vida todos cometemos errores y crecemos a partir de nuestras propias experiencias. Que todos podemos fallar y aceptarnos como somos.

Lance Armstrong es fuerte. Un ganador nato. Ambicioso. Y dejando su arrogancia de los pasados años sobre su negación de sustancias dopantes, ahora con humildad va a tratar de ganarse la confianza como persona y deportista. ¿Cómo? Los hechos lo demostrarán.

Algunos lo atacarán. Algunos lo defenderán. Bien. Me gustaría que vieráis el gran reportage que os expongo del programa Informe Robinson del Canal+. Trata sobre la historia de un ciclista importante, víctima también del dopaje y de todo el entorno que se vivía en esos años en el mundo del ciclismo. La verdad. Vale mucho la pena verlo para saber lo qué realmente pasó en esa época (1996-1997 a 2006) con el dopaje en el ciclismo.

Anuncios

Publicado el 18 enero, 2013 en Opinión y etiquetado en , , . Guarda el enlace permanente. 2 comentarios.

  1. DEPORTE DE COMPETICIÓN: VAMOS A CONTAR MENTIRAS TRALARÁ!

    Es increíble como se sigue con la hipocresía en el deporte de competición. Los deportistas hacen lo que les exige el público y éste, desde los circos romanos, desea ver seres sobrehumanos.

    En Barcelona 92 pocas personas asistieron a las pruebas olímpicas de remo de mi ciudad natal Banyoles. Si los medios de comunicación hubieran anunciado que por primera vez en la historia del deporte un remero cruzaba los 2.000 metros que tiene la pista olímpica con cinco paladas y en tan sólo veinte segundos, Banyoles hubiera estallado de espectadores ansiosos de ver esta proeza.

    Si además se hubiera dicho que el remero lograba esto debido a una substancia “natural” extraída del pabellón auditivo de los elefantes en periodo de crecimiento. Si se hubiera comentado en los medios que esta substancia denominada Dumbolina le aumentaba el rendimiento de forma sobrenatural, le había hecho crecer el pabellón auditivo hasta llegar a un tamaño de un metro y le permitía moverlo a una velocidad de vértigo con lo que volaba sobre las aguas, entonces, Banyoles hubiera sido el centro de atención del mundo durante las pruebas de remo de Barcelona 92 y un referente para siempre jamás.

    Si comparamos un partido del Madrid-Barça de los años 70, en las televisiones en blanco y negro, con cualquier partido de la Liga actual podremos ver como ha mejorado la forma física de los jugadores. En la actualidad podemos comprobar como en el minuto ochenta de juego los jugadores siguen con la misma potencia, fuerza y energía como en el primer minuto. Hace cuarenta años, en los diez últimos minutos e incluso antes, se dejaba notar el cansancio.

    Se puede pensar que han mejorado mucho los sistemas de entrenamiento y los desayunos de los deportistas o se puede ser más curioso, suspicaz y observador leyendo y escuchando lo que escriben en pequeños apartados y dicen con la boca pequeña los comentaristas deportivos sobre productos anabólicos, hormona de crecimiento, EPO,…

    En otros deportes es cuestión de creer que los esforzados deportistas han logrado cuerpos con capacidades sobrenaturales y pueden hacer epopeyas impensables hace veinte años como son las etapas de ciclismo en las distintas pruebas mundiales.

    El último caso, en este deporte, es el de Mikel Astarloza, por el momento el único corredor al que se le han detectado substancias dopantes. Fue suspendido con efecto inmediato por la Unión Ciclista Internacional al dar positivo por EPO en un control antidoping previo al Tour de Francia.

    Debemos creernos que los atletas, nadadores, ciclistas, futbolistas y todos los demás deportistas de competición son totalmente legales y que sólo Astarloza ha sido el que ha tomado substancias dopantes. Los demás deportistas de competición son seres sobrehumanos de los que nos seguirán contando mentiras tralará!

    Me gusta

  2. ME ha gustado mucho tu perspectiva del tema, porque venía días pensando y pensando en cómo puedo encajar esto. Cómo espectador del Tour, bueno, anecdótico o no, se me olvidará. Como deportista ( Y de los malos), no lo puedo olvidar.

    No estoy de acuerdo con tu postura en absoluto. Que Lance Amstrong es un ganador nato nadie lo duda, que haga trampas…. no es perdonable. Se deberá llevar por siempre.

    Es lo mismo, que si para llegar al éxito, ¿ me ayudo de mis compañeros o paso por encima de ellos? Creo que todo el mundo tiene derecho a elegir, tanto en las buenas decisiones, en las que nos ponemos medallas, y en las malas, pedimos perdón. Ok, si las cartas están sobre la mesa, pero todos jugamos a lo mismo.

    Detrás de esos 7 Tours hay muchas más cosas que tendrán que salir a la luz, la cuestión no es el hecho de doparse, si no se saltarse una serie de reglas ( que aún no conocemos al 100% cuántas han sido). Dudo que si yo manipulo mis papeles de hacienda por la ambición a tener más dinero y comprarle a mis padres una casa mayor ( Que buen gesto de hijo a sus padres).Si me pilla Hacienda, la pago, de eso estoy seguro. A lo mejor, no ha sido el mejor ejemplo, pero creo que dejo clara la postura.

    Hay un concepto que debemos trabajar en este país, que es abandonar las justificaciones absurdas, si lo has hecho, lo has hecho, nada de excusas, te saltas las normas y no valoras a tus oponentes ni al juego, así de fácil. De eso, estamos servidos viendo la crónica política actual y la dirección que estamos cogiendo con mucha fuerza.

    Que seguiremos admirando a LANCE AMSTRONG, no lo dudo, que llegar dónde llego él, no se regala nada, que hay mucho trabajo, dedicación y esfuerzo. Pero no hay justificación alguna, ni siquiera que los 10 puestos primeros, de esos 7 Tours, la mayoría tengan causas pendientes o sin comprobar en temas de doping.

    Gracias y no es intención causar controversia, pero me ha parecido muy buena tu aportación y me ha surgido la necesidad de expresarme. Gracias de nuevo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: